¿Por qué me duele el hombro? Conoce sus posibles causas

La articulación del hombro se caracteriza por ser una de las articulaciones más complejas del cuerpo humano tato por su anatomía, por su función y su gran movilidad. Esta complejidad la convierte en un blanco vulnerable a un sinfín de patologías. Por tanto, no todos los dolores de hombro responden a la misma causa.

En este artículo nos disponemos a hablarte acerca de las causas más frecuentes de dolor de hombro. Pero antes, es necesario que primero conozcamos un poco acerca de su anatomía.

¡Me duele el brazo! ¿Por qué?

En este vídeo te respondemos esa pregunta. Ya que te hablaremos un poco acerca de las causas más frecuentes por las cuales se manifiesta dolor en el brazo.

Anatomía del hombro

La articulación del hombro es la encargada de unir el brazo con el torso del cuerpo. La misma se compone de 3 huesos:

  • Clavícula
  • Escápula
  • Húmero

Estos 3 huesos se unen para formar 2 articulaciones reales que trabajan en conjunto para permitir que el brazo pueda moverse. Estas articulaciones son:

  • Articulación acromioclavicular: la cual se compone por la clavícula y el acromion que se ubica en la escápula. Dicha articulación es la encargada de permitir que seamos capaces de subir los brazos sobre la cabeza.
  • Articulación escapulohumeral: esta articulación se compone por la cabeza del húmero y la cavidad glenoidea de la escapula. Es la articulación con mayor rango de movilidad del cuerpo y con ella podemos realizar los movimientos de aducción, abducción, rotaciones (interna y externa), flexión, extensión, circunducción (combinación de todos los movimientos).

Existe además una articulación virtual, la articulación escapulotorácica, compuesta por la parrilla costal y la parte anterior de la escápula, y que comprende los movimientos de la escápula que ayudan a completar los movimientos de hombro.

Conoce las causas más frecuentes de dolor de hombro

A continuación detallamos las principales causas de dolor.

Pinzamiento

El pinzamiento es parte de las categorías inestabilidad e inflamación. Se produce cuando el acromion (protuberancia de la escápula) choca contra el húmero y lesiona los tejidos blandos que se encuentran subyacentes a él en el momento en el que se realiza el movimiento de abducción (movimiento en el que el brazo se aleja del cuerpo). En consecuencia, existe una compresión de los tendones que componen el manguito rotador y demás estructuras adyacentes. Este pinzamiento genera dolor y además puede acarrear otras consecuencias como bursitis o tendinitis y en casos más graves, el desgarro del manguito rotador.

Dolor de hombro… ¡Son tantas las causas! - FisioClinics Palma Mallorca

En este vídeo te hablamos un poco acerca de las patologías que se presentan con mayor frecuencia el hombro y que por supuesto, generan dolor.

Tendinitis de hombro

La tendinitis en el hombro es parte de la categoría inflamación, y es la evolución del pinzamiento. El tendón de los músculos del manguito rotador (4 pequeños músculos que se contribuyen a los movimientos y la estabilidad del hombro) se inflama. Esta lesión ocurre la mayor parte del tiempo como consecuencia de movimientos repetitivos del hombro, que ocasionan microrroturas del tendón que desencadenan toda la sintomatología correspondiente, entre ellas, dolor.

Tratamiento recomendado de la tendinitis de hombro - FisioClinics Palma Mallorca

En este vídeo te compartimos nuestras recomendaciones para el tratamiento efectivo de la tendinitis del hombro.

Desgarro tendinoso

Esta lesión puede producirse como consecuencia tanto de procesos agudos (es decir de manera repentina en un movimiento abrupto del brazo), como de procesos crónicos que se presentan al tener un sobreuso de la articulación de brazo por movimientos repetitivos, uso prolongado o por envejecimiento y deterioro de las estructuras.

Calcificaciones de hombro

Calcificación implica crecimiento de un hueso en donde no debería de crecer. En el hombro, las mismas ocurren por depósito de calcio en el tendón del músculo supraespinoso con mayor frecuencia, como consecuencia de microrroturas, trastornos degenerativos, inflamación local o desgarros. Esta lesión se manifiesta con un fuerte dolor constante e intenso que incapacita la movilidad del brazo.

Fractura

En el caso del hombro las fracturas involucran a los 3 huesos y se presentan como consecuencia de caídas, traumatismos directos, accidentes automovilísticos, etc.

Capsulitis adhesiva

Capsulitis adhesiva o como también se le conoce: hombro congelado. La capsulitis se caracteriza por la rigidez y dolor en la articulación del hombro con una importante limitación funcional. Sucede frecuentemente tras aquellas patologías en donde hubo un largo periodo de inmovilización o enfermedades que impiden la movilidad del hombro como un accidente cerebro vascular o mastectomías.

Osteoartritis

Esta afección se produce como consecuencia del uso repetitivo y prolongado de la articulación del hombro, generando desgaste de sus estructuras. Es una enfermedad crónica que se desarrolla lentamente y el dolor empeora con el paso del tiempo.

¿Qué debo hacer en caso de dolor de hombro?

En estos casos es necesario acudir a un profesional sanitario o médico de cabecera que realice una valoración física y pruebas complementarias para diagnosticar la causa de su dolor. Las pruebas que suelen determinar los diagnósticos son:

  • Radiografías
  • Resonancias magnéticas
  • Tomografías
  • Electromiografías
  • Entre otras

Todos estos exámenes permiten valorar los signos y síntomas para dar con la causa y recetar el tratamiento a seguir.

Acudir a un fisioterapeuta que realice una valoración física exhaustiva y pruebas diagnósticas le podrá brindar información acerca de la lesión, cómo fue producida, cuáles estructuras se encuentran comprometidas y conocer el problema de fondo que existe tras la patología y de esta manera determinar cuál es el camino más conveniente a seguir en su protocolo de tratamiento.

Consejos

Ante el dolor de hombro o de cualquier parte del cuerpo, lo primordial es acudir a un profesional sanitario para que este determine la causa del problema. Una vez hecho esto, se pueden tomar otra serie de medidas como:

  • Mantenerse siempre activo para mantener la movilidad de la zona. Contrario a lo que se cree, la falta de movimiento trae consigo más consecuencias que la movilidad en sí.
  • Evitar los esfuerzos o movimientos repetitivos de la zona.
  • Alternar las posiciones del cuerpo durante el descanso nocturno para evitar sobrecargar la zona.
  • Evitar giros forzados o movimientos bruscos.
  • Implementar a la rutina diaria el ejercicio físico. Ya que el mismo si se realiza de manera adecuada, no solo contribuye a fortalecer el cuerpo y prevenir lesiones, sino que además alarga el pronóstico de vida de los paciente y mejora en gran medida la calidad de la misma.
Este artículo pertenece a fisioterapia y a Tendinitis de Hombro, y a Cervicalgia

Formulario de contacto

Rellena este formulario para pedir cita o consultar cualquier duda

CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.

Más especialidades de FisioClinics